EXPRESS BOOKING
Baño Termal y Aromaterapia
Cabrera

Cabrera, la elegante hermana menor

escrito por Es Príncep / junio 29, 2020

¿Os acordáis de aquella pregunta que os hicimos hace ya casi cuatro meses?

Y tú, ¿qué harás cuando todo esto pase?

Hablamos de quedar, de abrazarnos, de planear, de nadar, de apreciar las pequeñas cosas y valorar lo realmente importante.

Durante un tiempo hemos vivido desde la imaginación pero ahora ha llegado el momento de transformar las ideas en realidades.

Mallorca tiene muchas virtudes, muchas, pero una de las más especiales, sin duda, es la cercanía con una de sus hermanas menores, Cabrera.

Si aún no habéis tenido la ocasión de apreciar su paleta de colores, su calma y su sosiego, desde Es Príncep os animamos a visitarla.

Cabrera es un paraíso a 10 kilómetros de la Colonia de Sant Jordi, pueblo situado en el sur de la isla.

A tan solo media hora de barco, encontramos una isla de naturaleza generosa, un paraíso natural en el que entrar en contacto con la naturaleza y el Mediterráneo.

No hay hoteles ni restaurantes, sólo un refugio y un bar desde el que poder calmar la sed durante los días calurosos. Un castillo, un puerto y un museo. 500 especies de plantas y 950 de animales marinos. Un puñado de calas y mucha tranquilidad. Así es la isla de Cabrera.

13 kilómetros cuadrados declarados Parque Nacional y que Félix Rodríguez de la Fuente describió como el Mediterráneo de Ulises a media hora de Mallorca.

Una isla pensada para la gente sensible capaz de apreciar la belleza en las cosas más sencillas. Descubrirla es emprender un viaje en el tiempo y conocer un pedacito de nuestra historia.

Para llegar hasta allí, hay multitud de empresas privadas ofrecen excursiones desde la Colonia de Sant Jordi, os

La travesía dura entre 30 y 45 minutos, dependiendo del estado del mar y el tipo de embarcación.

Durante ese trayecto es parada obligatoria la Cova Blava, una de las joyas de la corona que, sobre todo al atardecer, consigue crear unos efectos de luz que harán que descubras tonalidades de azul jamás vistos.

Si, por el contrario, decidís ir hasta Cabrera en embarcación propia, deberéis recordar que sólo se permite el fondeo de hasta 50 embarcaciones por día. Y, para ello, se solicita un permiso de navegación (o de fondeo, si se quiere pernoctar) a la Administración del Parque (www.reservasparquesnacionales.es)

Pasar un día en Cabrera es para un día en el paraíso.

Blog